Seleccionar página

Cerrajeros 24 horas
Llaves, cerraduras, cerrojos, es algo con lo que día a día tenemos contacto, los usamos diariamente una y otra vez, pero prestamos poca atención a la forma en que estas están funcionando, incluso dejamos de lado el adecuado mantenimiento que debe dárseles continuamente, por desconocimiento, por desdén, por las causas que sean el resultado siempre resulta el mismo, pasar un mal rato debido a que no logramos abrir nuestras cerraduras, ya sea, porque la llave no entra, se ha quedado atascado o peor aún se ha partido dentro de la cerradura.
La llave no entra en la cerradura.
Esta dificultad es más común de lo que mucho piensan y de lo que nosotros desearíamos, el problema es que las causas son diversas, por eso cuando estamos ante esta dificultad no sabemos qué hacer, caemos en desesperación y terminamos llamando un cerrajero que nos cobrará por algo que pudimos resolver fácilmente.
Las causas más frecuentes de que la llave no entre en la cerradura son las siguientes, presta atención a cada una para que sepas a qué atenerte en caso de que se te presente alguna de estas.
Suciedad acumulada dentro del cilindro, este lugar es muy propenso para que se acumule cualquier cantidad de partículas, en caso de que trates de insertar la llave dentro de la cerradura y no sea posible, puedes probar comprobando que no exista nada dentro del cilindro que impida esto.
Si tienes un clip papelero o una aguja introdúcelo y muévelo para percatarte de que tan limpio está este, si chocas contra algo, trata de sacarlo con la aguja, si no consigues nada, pasa a la segunda alternativa.
La llave está torcida, el uso de las llaves en cosas que no son aconsejables, como por ejemplo abrir botellas o cualquier otra cosa causa que estas se doblen, si tu llave no entra en la cerradura verifica el estado de esta, si esta doblado o un poco partida no insistas en tratar de que entre, puede romperse.
El cerrojo está dañado, esta es una de las causas más complicadas, si la llave no entra puede que el cerrojo debido al uso continuo o a un mal golpe haya soltado alguna pieza, en este caso deberás sacarlo, desarmarlo y repararlo, o simplemente cambiarlo.
Llave partida dentro de la cerradura.
Esta situación es sin lugar a dudas la pesadilla en cuanto a dificultades con tus cerraduras, imagina llegar a casa cansado, tratar de abrir la puerta y que por un mal movimiento o un descuido la llave termine partida dentro del cerrojo ¿Qué hacer?, te lo diré más adelante, primero aprende ¿Qué no debes hacer?
¿Qué no hacer?, si por cualquier motivo la llave está trabada dentro de la cerradura, no trates de forzarla para sacarla, se partirá más rápido, créeme, procura buscar una pinza, tenaza o cualquier otra herramienta que te facilite tomarla con presión y halar, no tires de esta bruscamente.
¿Qué debo hacer?, la llave se partió irremediablemente, que deberás hacer, es muy simple, la alternativa más factible es buscar una tijera de punta delgada y filosa y con mucha paciencia trata de tirar de la pieza de la llave que quedó en el cerrojo.
Otra alternativa es usar una pieza de alambre con pegamento en la punta y ponerlo en contacto con el pedazo de llave y posteriormente rociar con una jeringa bicarbonato en polvo, esto hará una especie de soldadura, deja secar y luego con mucha precisión tira de la varilla de alambre, la ida es que la llave salga pegada a esta.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies